»

¿Para qué quiero una web, sólo tengo una pequeña jamonería?


Invertir en una web es algo que, para una pequeña empresa, supone un desembolso elevado y a veces resulta difícil hacer entender porqué es tan importante.

Además, es complicado encontrar  el tiempo necesario para pensar en ello, encontrar la empresa adecuada que pueda llevar a cabo el proyecto… El día a día se lleva todo nuestro tiempo y los proyectos se van aplazando e incluso en muchos casos olvidando.

Si te digo que el futuro de su empresa puede estar precisamente en disponer de una web, estoy segura de que me echarás una mirada de lo más exceptica, pero… déjame que te de algunos datos y permíteme explicarte en qué podría convertirse tu pequeña empresa con la ayuda de una web adecuada.

Algunos datos que te interesarán.

Según Forbes, en el año 2017, el 87% de las ventas se harán a través de internet, incluso las ventas en la misma ciudad de origen de la web en cuestión.

¿Sabes que la mayor parte de los consumidores, incluso los que acaban comprando en las tiendas tradicionales, buscan primero en internet los productos que quieren comprar? .

¿Sabes que el 72% de los usuarios globales de internet utilizan las redes sociales?. ¿Sabes que los usuarios comentan en las redes sociales las experiencias, positivas o negativas, de sus compras, tanto de las online como de las offline?

¿Sabes que los consumidores quieren ser únicos?  ¿Sabes que además son individualistas, que les atraen las empresas con ideologías alternativas?

Fijemos el punto de partida. 

Tienes una jamonería especializada en el centro de tu ciudad, vendes exclusivamente productos de primera calidad y además tiene un pequeño espacio, agradable y tranquilo, donde tus clientes, si lo desean, pueden tomarse un buen bocata y una bebida. El negocio te va razonablemente bien por lo que… ¿para qué complicarse la vida?.  

Bueno, a todos nos gusta ver crecer nuestros negocios, a todos nos gusta asegurar el futuro de nuestros hijos y de nuestros nietos, a todos nos gusta pensar que alguien de nuestra familia continuará con lo que nosotros empezamos con tantos esfuerzos, ilusiones y sacrificios.

Desde luego, puedes seguir como estás, puede que consigas vivir toda la vida de tu negocio y que toda la vida te vaya “razonablemente bien”, pero, piensa una cosa, la vida está cambiando a una velocidad de vértigo, lo que hasta ahora a funcionado bien, puede que deje de funcionar, sin saber muy bien porqué, en un breve plazo de tiempo. Además, seguro que hay unas cuantas estupendas jamonerías más en tu ciudad que están esperando la oportunidad de crecer.

Es mejor adelantarse al futuro cuando las cosas van bien que intentar un cambio a la desesperada cuando empieza a haber problemas. Los cambios hay que hacerlos cuando todo va bien, las posibilidades de que todo salga bien, serán mucho más altas que si esperas a cambiar cuando tienes problemas.

En qué podría convertirse tu pequeña jamonería?

Continua con tu jamonería de siempre y con tu pequeño espacio de degustación, esto ya lo tienes y te funciona, pero… por qué no diversificar.

Tus productos de primera calidad, se pueden vender perfectamente a través de una página web que refleje a la perfección tu filosofía de empresa: sólo productos de primera, sólo calidad. 

En tu web se verán unas estupendas fotos de  tu jamonería, queremos que los consumidores te conozcan, que sepan que existes realmente, que vean tus instalaciones, que conozcan tus productos, que sepan cómo te gusta cuidar lo que ofreces a tus clientes, cómo te esfuerzas en conseguir lo mejor y que se den cuenta de el valor de la experiencia que has acumulado en todos tus años de trabajo.

Imagínate tu web: fotografía de calidad, consejos de consumo, consejos de degustación, denominaciones de origen… y una tienda en la que quien lo desee puede comprar y recibir en su casa en sólo 24 horas toda tu selección. 

Además… si vendes buen embutido, por qué no vender otros productos delicatessen: el mejor foie-gras, los mejores pimientos del piquillo, las mejores conservas… y ¿por qué no una buena selección de vinos?, esos de los que tú tanto disfrutas!

Si, ya sé lo que estás pensando, necesitarás a alguien que se ocupe de mantener la web, y si, desde luego, tienes razón pero… una web bien pensada, bien construída y con un buen sistema de gestión, es mucho más fácil de mantener de lo que te imaginas.

Un par de horas al día (a cualquier hora del día), será suficiente para mantener tu tienda online a punto, al menos al principio, más adelante, cuando tu negocio online crezca, ya podrás designar a alguien para que la atienda en exclusiva.

Tu web contará con un sistema de fidelización que haga que tu cliente “quiera volver”, una tarjeta de cliente, un sistema de incentivos, sorteos a clientes VIP…

Tus clientes tendrán acceso a sus pedidos, podrán repetirlos o cambiarlos a su gusto, etc

Podrás hacer promociones, publicitar nuevas productos, etc

Y todo esto lo hará de forma automática tu web:

  • calcular tus costes
  • calcular los portes que le tienes que incluir a los productos
  • llevar el seguimiento de las compras de todos tus clientes
  • gestionar la tarjeta de cliente
  • gestionar las ofertas de los diferentes productos
  • emitir facturas
  • cobrar directamente online
  • enviar boletines periódicos con informaciones y promociones
  • crear una base de datos de clientes que te permita trabajar posteriormente con ella…

Y qué más necesitaré a mayores?

Lo único que necesitas es ser serio, honesto, formal y conocer tu negocio  y … todo eso, ya lo tienes!.

Sólo necesitas una empresa que te asesore, que se ilusione con tu proyecto, que se implique, que te diga siempre la verdad, no lo que tu deseas oír, y  que te acompañe día a día en cada paso de tu nueva aventura.

2 comentarios | Deja tu comentario

Ropa chula para bebes

Simplemente por aparecer en la red ya existes para muchas más personas. Es una forma de llegar a un público más amplio.

 

Olimpia Correa

Efectivamente, amplías el potencial de tu empresa.
Un saludo y gracias por tu participación.

 
Volver arriba
ACEPTO

Este sitio utiliza cookies para almacenar información en tu ordenador.
Las cookies son necesarias para que algunas de las funcionalidades de nuestra web estén disponibles y otras nos ayudan a mejorar, puesto que nos da una idea de cómo se utiliza el sitio. Infórmate más en nuestra página de Política de cookies.